martes, 10 de febrero de 2009

Tu Estela


Con los ojos cerrados veo la oscuridad de tu ausencia
y en esa opacidad los colores de tu cuerpo pintan el mejor lienzo,
contigo lleno mis noches de luces y brillo de estrellas
y cuando en verdad estás a mi lado con delirio nos amamos,
dos luceros me miran atentos
tus ojos que me siguen, me dejan sin aliento,
envolvemos de deseos nuestros cuerpos
tus labios acarician mi nombre,
sentimos una avalancha de amor
cobijando nuestras ansias
hacemos la luz en las tinieblas,
creamos el calor en los gélidos inviernos
y brisa fresca en los tórridos estíos
dejamos desbocar nuestros corazones
en la penumbra de la noche
al abrigo de unas sombras con vida,
hasta que vuelvo a sentir celos del tiempo
cuando te lleva de mi lado
y en mi soledad queda tu estela
y sólo veo los reflejos que dejó tu cuerpo.

4 comentarios:

Desvanecerse dijo...

El amor es: el dolor de vivir lejos del ser amado. (Anónimo)
La nostalgia nos empaña hasta los recuerdos, llenándolos de océanos de pensamientos que pensamos con letras.
Muy bonita
Saludos

Elwimg dijo...

Que bonita poesía, llena de sentimiento, amor y deseo.
Me gusta como lo describes, lo que cuentas y lo que haces sentir al leerlo, me gusta esta faceta tuya demuestras la sensibilidad y la sutileza que una mujer puede llevar en su interior.

Besos.

Gabriel dijo...

Esos reflejos dejados que perduran por tanto tiempo según la intensidad del amor...

Bellísimo

arena dijo...

Que placer que el azar me haya traido hasta tu ventana. Tienes un rincón bellísimo, felicidades navegante....